LES GUSTA VENIR POR AQUI

domingo, 23 de marzo de 2014

LA TORTUGA ECUESTRE XLI




Gustavo Armijos director de la revista LA Tortuga Ecuestre, nos entrega este par de ejemplares, las ediciones número 347 y 348, con poemas variados de autores de diversas partes del orbe literario peruano. Siempre es un gusto y una alegría recibir ejemplares de esta dinosauria revista, que persiste, se mantiene y nunca se agota en sus ediciones. Ahora se va por el año XLI. 
Incansablemente, Armijos ha sabido sacar adelante esta revista que en formato plaquette artesanal, nos ofrece cada mes un autor o autores distintos, las grandes voces, medianas y nóveles dirán que salieron en esta revista. Yo mismo aparecí en una edición especial con poetas del Cono Sur de Lima. 

En esta ocasión os ofreceré un par de poemas de cada revista para deleite vuestro. Los interesados en publicar en ediciones posteriores, escribirle al propio Gustavo, a la siguiente dirección; 

latortugaecuestre@yahoo.com


BLANCA AZUCENA ROJAS

Madrugada de otoño

Déjame entre la sombra de tu luz,
de tus caminos
que cobijan mis penas;
déjame estar allí
donde yo te pueda ver
a la distancia.

Presintiendo tu llamado,
tu mirada, aquella que se fue siguiendo
la línea de un barco
que se perdió en la bruma
de una noche cerrada.

Déjame recordar los caminos
entre flores de rocíos,
aquellos que entonaron
nuestros nombres
al paso de los vientos nocturnos
recordando la vida
que se fue contigo
en una madrugada de otoño.


GERMÁN SÚNICO BAZÁN

América

Si nuestra América es una
para que entonces fronteras
si uno es nuestro destino
y una nuestra bandera;
la bandera de la paz,
que es la que une nuestros brazos
la bandera de la fe
y la de amor al trabajo,
sólo así el arco iris
desparramará su gozo
al compás del charanguito
y de su hermano el ron Rocco
el bombo secundará
la dulzura de las quenas
y la zampoña y guitarra
han de disipar las penas
reverdecerán los campos
ya no existirán quimeras
América vivirá
En eterna primavera.


MERIAM BENDAYAN

Lo nuevo

quizás colgamos
las manos quizás.
Y voluntarios erigimos
la lengua carcelaria.
Y hoy colmados de sed
esperamos el rocío temprano.
Rayo diáfano
delineando la fragua.
Oh augurio
que nace de la negrura.
Horizonte libertario
donde asoma lo nuevo.
Y tus brazos alcanzan
mi cuerpo delgado.
Y tu amor misterioso
cubre cada rincón sombrío.


CELIA FLORES FLORES

Te espero

Lejanía, distancia
Tiempo madurando en la niebla
Cantera de sueños rodados
Esperanza reverdecida
Tú en la lontananza,
Yo en quietud
¡Esperando!
...¡Qué!
Vida, luz, sombra, quimera, olvido
Juntos por la vía sin nombre,
Sin tiempo, ni aromas de abril
Pero...¡te espero!


No hay comentarios: